Tira Cuba

Tira Cuba

jueves, 31 de diciembre de 2015

ÉXITOS REVOLUCIONARIOS EN EL 2016


57 realidades de la Revolución cubana en el 2015.


Por Omar Pérez Salomón.

Sin dudas, el triunfo de la Revolución cubana fue uno de los acontecimientos más importantes del siglo XX en el continente americano y símbolo de soberanía, humanismo e internacionalismo para millones de personas en todo el mundo.
La guerra económica, comercial y mediática impuesta a Cuba por el imperialismo estadounidense y sus aliados no ha mellado la entereza y resistencia del pueblo cubano, a pesar de la imagen tergiversada construida por medios de comunicación al servicio del capital en el vecino del norte,España y América Latina.
Por eso viene al caso repetir lo expresado por el cantautor cubano, Silvio Rodríguez, “Somos un país que se dedicó a alfabetizar, a construir universidades de médicos y artistas. Y ahora pretenden hacer ver que nos gusta tener pianos sin cuerdas y vientos sin zapatillas”, y enunciar 57 realidades que muestran con hechos y realizaciones concretas, a pesar del bloqueo imperialista y las insuficiencias internas, la gigantesca obra de la Revolución.
  1. El Informe sobre Desarrollo Humano 2015 del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), que contempla los índices de esperanza de vida, acceso a la educación y nivel de vida, ubica a Cuba con un desarrollo humano alto.
  2. Continúa el proceso de actualización del modelo económico cubano, teniendo en cuenta los retos que significa en materia cultural e ideológica el restablecimiento de relaciones con Estados Unidos.
  3. En Cuba nunca habrá paquetes de ajuste económico ni terapias de choque al estilo neoliberal como ocurre actualmente en varios países europeos y de América Latina.
  4. El nivel de desempleo está por debajo de un 4%, índice que la sitúa entre los primeros 30 países con mejor desempeño en esta esfera, por encima de países desarrollados.
  5. Existe una expansión del sector del trabajo por cuenta propia y de otras formas de gestión no estatal, lo cual está actuando como un elemento dinamizador en la esfera del consumo y los servicios, y en la tendencia creciente en los ingresos a captar por el Presupuesto del Estado para ser invertido en bien de todo el pueblo.
  6. Los 504 mil cubanos que ejercen el trabajo por cuenta propia, están protegidos por el sistema de seguridad social, con garantías para la jubilación.
  7. En el próximo año se planifican gastar unos 2 mil millones de dólares en la importación de alimentos para la población.
  8. El presupuesto del Estado en el año 2016 considera gastos totales por más de 50 mil millones de pesos, de los cuales más del 60 por ciento corresponde a los gastos corrientes de la actividad presupuestada, con lo que se asegura el mantenimiento de los actuales servicios básicos que se ofrecen de forma gratuita al pueblo cubano.
  9. Cuba garantiza el acceso universal y gratuito a la Salud Pública a todas las personas.
  10. La Salud Pública participa de más del 25 por ciento de los gastos corrientes de la actividad presupuestada, lo que sitúa a Cuba entre los países con más presupuesto estatal destinado a este sector.
  11. El Estado cubano respalda los servicios que brindan más de 150 hospitales, 400 policlínicos, 11 mil consultorios médicos y 140 hogares maternos distribuidos por todo el país, incluso, en los lugares más apartados.
  12. La industria Biofarmacéutica cubana produce, distribuye y exporta 1099 productos, una parte de ellos, con patentes en el mercado mundial.
  13. De los 888 productos del cuadro de medicamentos que se venden a precios subsidiados a la población, 296 se importan y 592 son de producción nacional, lo que representa un ahorro de casi mil 300 millones de dólares.
  14. Cuba concluye el año 2015 con una tasa de mortalidad infantil por debajo de 5 por cada mil nacidos vivos, similar a la obtenida en el último quinquenio, cuestión que la ubica entre los mejores países del orbe. En ello ha influido la organización del sistema de salud a todos los niveles y la dedicación de decenas de miles de médicos, enfermeras y otros profesionales del sector. Según estadísticas publicadas en Naciones Unidas, la tasa de mortalidad infantil promedio en Cuba en el quinquenio de 1955 a 1960 fue de 69,86 por mil nacidos vivos.
  15. La mortalidad materna se ubica en 35,1 por cada cien mil, también de las más bajas entre todas las naciones.
  16. La expectativa de vida del cubano al nacer es de 78,45 años cifra que ubica a Cuba entre los más avanzados del planeta en ese aspecto.
  17. Cuba cuenta actualmente con más de 50 mil médicos laborando en el país, lo cual nos sitúa como uno de los mejores en el mundo en cantidad de galenos por habitantes.
  18. El Programa de Vacunación garantiza una de las más amplias coberturas de inmunización en el mundo, permitiendo la prevención de 13 enfermedades.
  19. La colaboración médica cubana está presente hoy en 67 países, con más de 50 mil colaboradores, de ellos más de 25 mil son médicos y alrededor del 65% son mujeres.
  20. Tres brigadas cubanas con 256 colaboradores combatieron el Ébola en Guinea Conakry, Sierra Leona y Liberia.
  21. El contingente “Henry Reeve” que presta servicios en casos de catástrofes y fenómenos naturales, lo componen 40 brigadas en 24 países.
  22. La “Operación Milagro” ha propiciado más de 2,6 millones de intervenciones quirúrgicas para devolver la visión a personas de bajos ingresos de más de 30 países de América Latina, el Caribe y África. Actualmente está presente en 14 naciones.
  23. En las 11 graduaciones de la Escuela Latinoamericana de Medicina (ELAM), han egresado casi 27 000 galenos de un centenar de estados.
  24. Cuba es uno de los pocos países del mundo que desterró desde hace más de medio siglo el analfabetismo y a pesar de la crisis y la permanente agresión económica de Estados Unidos por su política de bloqueo, mantiene para todos sus ciudadanos el acceso universal y gratuito a la educación.
  25. La tasa de alfabetización de jóvenes (15-24 años) es de un 100% y la de adultos un 99,8%.
  26. Un 11,9% de la población cubana tiene nivel superior de escolaridad y un 65,7% nivel medio.
  27. El sector de la Educación asimila cerca del 24% de los gastos corrientes de la actividad presupuestada del país, lo que confirma la voluntad del gobierno cubano para seguir garantizando las conquistas de la Revolución, aun en medio de una compleja situación económica.
  28. La UNESCO reconoce que Cuba exhibe, entre los países de América Latina y el Caribe, el mayor índice en el Desarrollo de la Educación, siendo también el que mayor parte de su Producto Interno Bruto dedica a la enseñanza, con un 13 por ciento.
  29. Para el curso escolar 2015-2016, se garantizan los estudios a más de un millón 792 mil 600 alumnos de las enseñanzas preescolar, primaria y media.
  30. Con el programa cubano de alfabetización, “Yo sí puedo”, implementado en 30 naciones, se han alfabetizado 10 271 147 personas, de prácticamente todos los continentes.
  31. Más de 1 200 maestros cubanos prestan colaboración en 18 países.
  32. El deporte cubano tiene 6 378 colaboradores en 29 países.
  33. El país tiene más de 60 centros de educación superior, que constituyen una fortaleza en la formación de recursos humanos.
  34. La cifra total de egresados de la educación superior en Cuba supera el millón. En el curso 2012-2013 se graduaron, solo en las ramas de las ciencias, 70 341 cubanos.
  35. Se ejecutan acciones para perfeccionar la enseñanza y divulgación de la historia de Cuba y de la localidad, en el interés de fortalecer la unidad nacional y promover la comprensión sobre el origen y desarrollo de la nación, la consolidación de un pensamiento propio y la tradición patriótica, cultural, solidaria e internacionalista del pueblo cubano.
  36. Cuba prioriza el fomento y promoción de la cultura física y el deporte en todas sus manifestaciones como medios para elevar la calidad de vida, la educación y la formación integral de los ciudadanos. El movimiento deportivo cubano que ha obtenido en los últimos 15 años, 267 preseas, de ellas 74 de oro en campeonatos mundiales, aspira en los Juegos Olímpicos de 2016 en Río de Janeiro a mantenerse entre los grandes del deporte en el orbe.
  37. En el campo de la conservación y el cuidado del medio ambiente, Cuba es considerado como uno de los contados países con un desarrollo sostenible.
  38. El gasto de inversión para la protección del medio ambiente asciende a más de 500 millones de pesos.
  39. Se consolida la política cultural de la Revolución, definida por el compañero Fidel desde 1961 en susPalabras a los intelectuales, caracterizada por la democratización del acceso a la cultura, la defensa de la identidad y del patrimonio, con la participación activa de los intelectuales, artistas e instituciones culturales, en un clima de unidad y libertad.
  40. Actualmente más de 7 mil estudiantes se instruyen en las diferentes manifestaciones artísticas en más de 30 centros en todo el país.
  41. La cultura cubana ha estado representada en diversos eventos y nominaciones internacionales.
  42. Cuba es el país de América Latina con menos hechos de violencia en infantes.
  43. Cuba promueve un enfoque preventivo en materia de educación y reinserción social para evitar la delincuencia; es uno de los países con más seguridad para vivir.
  44. Cuba es uno de los países con más bajo índice de uso de drogas y psicofármacos, existiendo programas para la prevención y el enfrentamiento de estos vicios, los cuales cuentan además con el respaldo de la comunidad a través de las organizaciones sociales y de masas radicadas en todo lo largo y ancho del país.
  45. El sistema penitenciario cubano se caracteriza por su humanismo y la implementación de varios programas para la reincorporación a la sociedad de la población penal.
  46. El gobierno cubano tiene concebido el programa de informatización del país, que incluye la modernización de la infraestructura de telecomunicaciones y del equipamiento informático, la actualización del marco legal, la seguridad tecnológica, el desarrollo de contenidos, aplicaciones, servicios, comercio electrónico y del capital humano, y asumirá los propósitos planteados en el “Programa Conectar 2020”, para el desarrollo mundial de las Tecnologías de la Información y las Comunicaciones, de la Unión Internacional de Telecomunicaciones (UIT).
  47. Más de 4,2 millones de cubanos han recibido instrucción acerca de las TIC en los Joven Club de Computación en los últimos 28 años, la mayoría niños y jóvenes.
  48. El 14 de diciembre se celebró el quinto aniversario de la primera red social digital de contenidos de Cuba,EcuRed, que tiene más de 150 mil artículos enciclopédicos y recibe unas 200 mil visitas diarias.
  49. Avanza la migración hacia la Televisión Digital Terrestre que se extenderá paulatinamente por todo el país.
  50. En Naciones Unidas 191 países condenaron el bloqueo genocida de Estados Unidos contra Cuba durante la Asamblea General de la ONU en octubre pasado, quedando aislado nuevamente el gobierno estadounidense en este escenario.
  51. Los héroes cubanos Gerardo Hernández, Antonio Guerrero, Ramón Labañino, René González y Fernando González, que constituyen símbolos de dignidad, recorrieron durante el presente año varios países y lugares de Cuba, donde agradecieron la solidaridad de millones de personas por la causa de su liberación.
  52. Cuba brilló en la VII Cumbre de las Américas celebrada en Panamá en abril de 2015, en la voz de su presidente Raúl Castro, y de los jóvenes y mujeres que participaron en los foros paralelos del evento.
  53. Más de una decena de mandatarios visitaron a Cuba durante el año 2015, incluido el Papa Francisco, del 19 al 22 de septiembre, lo que reafirma el importante papel a nivel internacional de la mayor de las Antillas.
  54. Cuba conmemoró el pasado 5 de noviembre el 40 aniversario de la Operación “Carlota”, surgida para preservar la independencia del pueblo de Angola y que contribuyó a la eliminación del oprobioso régimen del Apartheid.
  55. En la Asamblea Nacional fueron presentados un grupo de objetivos estratégicos de cara al 2016, que permitirán el perfeccionamiento del Poder Popular, como vía fundamental para reforzar la confianza del pueblo en el sistema político cubano.
  56. Entre septiembre y diciembre de 2015 se realizaron con una amplia participación de militantes y del pueblo, las asambleas de bance del Partido Comunista de Cuba a nivel de municipios y provincias, como antesala del Séptimo Congreso del Partido, que tendrá lugar del 16 al 19 de abril del 2016.
  57. El pueblo cubano está convencido de que solo la unidad en torno al Partido y la Revolución permitirá preservar la nación cubana y las conquistas económico-sociales. Estas realidades y la llegada del año 58 de la Revolución traerán nuevas fuerzas y oxígeno a los pulmones del pueblo cubano para marchar hacia nuevas metas.

miércoles, 30 de diciembre de 2015

Raúl Castro Ruz: "Jamás aceptaremos condicionamientos que laceren la soberanía y la dignidad de la Patria"

General de Ejército Raúl Castro Ruz en el VI Período Ordinario de Sesiones de la VIII Legislatura de la Asamblea Nacional del Poder Popular, en el Palacio de Convenciones, el 29 de diciembre de 2015.
General de Ejército Raúl Castro Ruz. Autor: Estudios Revolución
Discurso pronunciado por el General de Ejército Raúl Castro Ruz, Primer Secretario del Comité Central del Partido Comunista de Cuba y Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros, en el VI Período Ordinario de Sesiones de la VIII Legislatura de la Asamblea Nacional del Poder Popular, en el Palacio de Convenciones, el 29 de diciembre de 2015, “Año 57 de la Revolución”.

(Versiones Taquigráficas – Consejo de Estado)
Compañeras y compañeros:
Se está terminando un año de intenso trabajo y resultados positivos para el país. En los últimos días hemos tenido bastante actividad:  el pasado día 18 se efectuó una reunión del Consejo de Ministros dedicada, entre otros asuntos ampliamente informados en los medios de prensa, a valorar el desempeño de la economía en el presente año y las propuestas de plan y presupuesto para el 2016 aprobados hoy en esta Asamblea.
El sábado último, el duodécimo Pleno del Comité Central del Partido analizó la situación económica y, como parte de la preparación del Séptimo Congreso del Partido, se analizó la propuesta de Conceptualización del Modelo Económico y Social Cubano de Desarrollo Socialista y el informe sobre el cumplimiento de los Objetivos aprobados en la Primera Conferencia Nacional del Partido, celebrada en enero de 2012.
Como es habitual, nuestros diputados durante el trabajo en comisiones han debatido con amplitud sobre estos temas de la economía, lo que me permite resaltar solamente algunos aspectos.
A pesar de los impactos de la crisis económica internacional, agravados en nuestro caso por los efectos del bloqueo estadounidense que se mantiene sin cambios, así como las restricciones financieras externas que se han agudizado en el segundo semestre, el Producto Interno Bruto (PIB) este año creció un 4%, lo cual innegablemente es un buen resultado en medio de estas circunstancias.
Crecen todos los sectores productivos, aunque algunos no logran alcanzar lo planificado.  Los servicios sociales mantienen niveles similares al año anterior.
Se elevó la cifra de visitantes hasta tres millones y medio, lo que constituye el más alto crecimiento registrado desde que el país decidió apostar por el desarrollo del turismo.  No debe soslayarse que este resultado se obtiene pese a que Cuba todavía continúa siendo el único país del mundo que los ciudadanos de Estados Unidos tienen prohibido visitar como turistas.
No obstante las limitaciones financieras que proseguimos afrontando, se han venido cumpliendo los compromisos asumidos en los diferentes  procesos de reordenamiento de las deudas con acreedores extranjeros y se ha reforzado la tendencia hacia la progresiva recuperación de la credibilidad internacional de nuestra economía.
La última evidencia concreta en esta dirección fue el importante acuerdo multilateral alcanzado el 12 de diciembre en la capital francesa con los 14 países acreedores de Cuba que integran el Grupo ad hoc del Club de París, lo que permitió solucionar un viejo problema, tomando en consideración la realidad y las posibilidades de la economía cubana.
Este acuerdo abre una nueva etapa en las relaciones económicas, comerciales y financieras con los países participantes, ya que facilita el acceso a financiamientos a mediano y largo plazos muy necesarios para la ejecución de inversiones previstas en nuestros planes de desarrollo.
Ratifico la voluntad del gobierno cubano de honrar los compromisos resultantes de este y otros acuerdos alcanzados en la renegociación de la deuda con otros Estados y su sector privado.
Debo recordar también el alcance estratégico del convenio firmado con el gobierno de la Federación de Rusia para el financiamiento en condiciones ventajosas de cuatro bloques de 200 megawatts de generación eléctrica cada uno y la modernización de nuestra industria siderúrgica.
El próximo año continuará creciendo el Producto Interno Bruto, pero lo hará a un menor ritmo, el 2%, como consecuencia de que se proyectan limitaciones financieras asociadas a la caída de ingresos en los rubros exportables tradicionales por la disminución de sus precios en el mercado mundial, como por ejemplo el níquel.
Por otra parte, si bien la tendencia a la baja de los precios del petróleo nos beneficia al reducirse la factura de importación de alimentos, materias primas y productos manufacturados, no es menos cierto que se han generado desde este propio año 2015 afectaciones en las relaciones de cooperación mutuamente ventajosas existentes con varios países, en particular con la República Bolivariana de Venezuela, sometida a una guerra económica para revertir el apoyo popular a su Revolución.
Ante este escenario no cabe, como siempre nos ha enseñado Fidel, el más mínimo derrotismo, todo lo contrario.  La historia de nuestra Revolución está llena de páginas gloriosas frente a las dificultades, riesgos y amenazas.
Nos corresponde potenciar al máximo las reservas de eficiencia, concentrar los recursos hacia las actividades que generan ingresos por exportaciones y sustituyen importaciones, hacer más eficiente el proceso inversionista y crecer en las inversiones del sector productivo y de infraestructura, priorizando la sostenibilidad de la generación eléctrica y el crecimiento de la eficiencia en el uso de los portadores energéticos.
Al propio tiempo, debemos reducir cualquier gasto que no sea imprescindible y aprovechar los recursos de que disponemos con más racionalidad y con vocación de desarrollar el país.
A pesar de las limitaciones, se asegurarán los servicios sociales que se brindan gratuitamente a todos los cubanos en niveles similares a los de los últimos años.
Trataremos ahora algunos asuntos de política exterior.
En mis palabras del pasado 15 de julio, en la clausura del V Período Ordinario de Sesiones de la Asamblea Nacional, expresé, y cito: “Apreciamos que se ha puesto en práctica una ofensiva imperialista y oligárquica contra los procesos revolucionarios y progresistas latinoamericanos, la cual será enfrentada con determinación por nuestros pueblos” (fin de la cita).
Estamos seguros de que vendrán nuevas victorias de la Revolución bolivariana y chavista bajo la dirección del compañero Nicolás Maduro Moros, presidente de la República Bolivariana de Venezuela, frente a la permanente embestida desestabilizadora de la derecha, alentada y apoyada desde el exterior.
Confiamos en el compromiso de los revolucionarios venezolanos y de su pueblo, mayoritariamente bolivariano y chavista, con el legado del inolvidable presidente Hugo Chávez Frías.
Estamos convencidos de que, tal como lo hizo en el 2002 al impedir que se consumara el golpe de Estado contra el presidente Chávez, el pueblo venezolano y la unión cívico-militar no permitirán que se desmantelen los logros de la Revolución y sabrán convertir este revés en victoria.
Al reiterar la solidaridad de Cuba, que estará siempre junto a la Patria de Bolívar, llamamos a la movilización internacional en defensa de la soberanía e independencia de Venezuela y para que cesen los actos de injerencia en sus asuntos internos.
En Brasil, la oligarquía tampoco escatima esfuerzos para intentar derrocar a la presidenta Dilma Rousseff mediante un golpe parlamentario. Llegue a ella y al hermano pueblo brasileño nuestra solidaridad y apoyo en la batalla que se libra en defensa de los avances sociales y políticos alcanzados durante estos 13 años de liderazgo del Partido de los Trabajadores.
La historia demuestra que cuando la derecha llega al gobierno no duda en desmontar las políticas sociales, beneficiar a los ricos, restablecer el neoliberalismo y aplicar crueles terapias de choque contra los trabajadores, las mujeres y los jóvenes. Décadas de dictaduras militares en América Latina y nuevos métodos de desestabilización contra gobiernos progresistas nos enseñaron que el imperialismo y la derecha tampoco renuncian a la violencia para imponer sus intereses.
En medio de este contexto regional riesgoso y complejo, resulta esencial defender la unidad de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC) como mecanismo indispensable, legítimo, unitario y diverso de concertación política e integración, que ha hecho posible reunir por primera vez, bajo un propósito común, a los 33 Estados de Nuestra América.
La Proclama de la América Latina y el Caribe como Zona de Paz, firmada por todos los jefes de Estado y de Gobierno en la II Cumbre de la CELAC celebrada en La Habana en enero de 2014, es una sólida base para desarrollar las relaciones entre nuestros países y a nivel internacional.
Nos sentimos optimistas por los avances alcanzados en las conversaciones de paz entre el Gobierno colombiano y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia-Ejército del Pueblo, proceso que está más cerca que nunca del logro de un acuerdo que ponga fin al conflicto armado que ha desangrado a esa nación durante más de medio siglo. Continuaremos nuestra labor imparcial como garantes y sede del proceso.
El próximo mes Cuba asumirá la Presidencia de la Asociación de Estados del Caribe, bajo el compromiso firme e invariable con la causa de la unidad y la integración latinoamericana y caribeña.
Como se ha venido informando por parte de la prensa nacional y extranjera, actualmente se encuentran en Costa Rica varios miles de ciudadanos cubanos que arribaron a esa nación desde otros países de la región con la intención de viajar hacia Estados Unidos.  Estas personas, que salieron de Cuba de manera legal, en su travesía se convierten en víctimas de traficantes inescrupulosos y bandas delincuenciales que no dudan en poner en peligro la vida de los migrantes cubanos.
Nuestro gobierno ha estado en contacto desde el mismo inicio de esta situación con los gobiernos del área, en la búsqueda de una solución adecuada y rápida, como también ha pedido el Papa Francisco, tomando en cuenta las difíciles circunstancias en las que estos se encuentran. Cuba ha reiterado su compromiso a favor de una emigración legal, ordenada y segura, así como del derecho a viajar y a emigrar de los ciudadanos cubanos y de retornar al país, en cumplimiento de su legislación migratoria.

Tal como señala la Declaración del Gobierno  Revolucionario publicada el 1º de diciembre, la política de “pies secos-pies mojados”, el programa de Parole para médicos cubanos y la Ley de Ajuste Cubano continúan siendo el principal estímulo para la emigración irregular desde Cuba hacia Estados Unidos.
Los migrantes latinoamericanos y caribeños merecen también un trato humano y justo. Deben cesar las prácticas abusivas y discriminatorias, la violación de sus derechos humanos, la separación de familias y la cruel detención y deportación de niños no acompañados.
Pasando a otro tema, como advertimos de manera temprana, la política de sanciones unilaterales contra Rusia y el estrechamiento del cerco de la OTAN en sus fronteras, solo ha favorecido un clima de mayor inestabilidad e inseguridad en la región.
Ha seguido agravándose la crisis humanitaria generada por las oleadas de refugiados hacia el continente  europeo, debido a las condiciones de conflicto y pobreza derivadas del injusto orden económico internacional, y por las guerras no convencionales y acciones desestabilizadoras de la OTAN en África del Norte y Medio Oriente. Europa debiera asumir su responsabilidad y garantizar el respeto a los derechos humanos de estas personas, así como contribuir a la solución de las causas del fenómeno.
Reiteramos el derecho del pueblo sirio a encontrar una salida digna a sus problemas con la participación de las legítimas autoridades de esa nación, sin injerencias externas, preservando su soberanía e integridad territorial.
El pasado mes de septiembre recibimos con admiración, respeto y afecto al Papa Francisco, justo en el año en que conmemoramos el aniversario 80 de nexos ininterrumpidos entre la Santa Sede y Cuba.  Apreciamos su prédica a favor de la paz y la equidad, la erradicación de la pobreza, la defensa del medio ambiente y las reflexiones sobre las causas de los principales problemas que afectan hoy a la humanidad.
En el año que concluye se fortaleció el diálogo político bilateral con numerosos países, evidenciado en las visitas a Cuba de 184 delegaciones extranjeras, de ellas 25 encabezadas por jefes de Estado o de Gobierno procedentes de todas las regiones del mundo.
En septiembre pasado participamos junto a la mayoría de los jefes de Estado y Gobierno del planeta en la Cumbre de la ONU para la adopción de la Agenda 2030, que aprobó un nuevo marco para el desarrollo sostenible, con el objetivo de reducir la pobreza extrema, el hambre, las enfermedades, la desigualdad entre géneros, la falta de acceso a la educación, a infraestructuras básicas y la degradación del medio ambiente.
Los compromisos y acciones del mundo industrializado continúan siendo insuficientes.  Solo construyendo un nuevo orden económico internacional y otra arquitectura financiera global será posible que los países del Sur puedan cumplir con las metas y objetivos aprobados.
La comunidad internacional ha mantenido su rechazo al bloqueo norteamericano en diferentes foros, especialmente en la Cumbre de la ONU y en el segmento de alto nivel de la Asamblea General donde tuve la oportunidad de participar y durante los cuales decenas de jefes de Estado y Gobierno reclamaron el fin del bloqueo.
El pasado 27 de octubre, 191 Estados miembros de la ONU apoyaron la resolución cubana, gesto que nuestro  pueblo agradece profundamente y demuestra que el mundo no olvida que el bloqueo persiste.
General de Ejército Raúl Castro Ruz en el VI Período Ordinario de Sesiones de la VIII Legislatura de la Asamblea Nacional del Poder Popular, en el Palacio de Convenciones, el 29 de diciembre de 2015.
Clausura del Sexto Período Ordinario de Sesiones de la VIII Legislatura de la Asamblea Nacional del Poder Popular.Autor: Juan Moreno
Hemos reiterado al gobierno de Estados Unidos que para normalizar la relación bilateral el bloqueo debe ser levantado y el territorio que usurpa la Base Naval de Guantánamo ha de ser devuelto, tal como expliqué en mi declaración en el Consejo de Ministros del día 18, en la cual reafirmé, además, que no debe pretenderse que Cuba abandone la causa de la independencia o renuncie a los principios e ideales por los que varias generaciones de cubanos han luchado durante un siglo y medio.
Para avanzar en este proceso debe respetarse el derecho de todo Estado a elegir el sistema económico, político y social que desee, sin injerencia de ninguna forma. Jamás aceptaremos condicionamientos que laceren la soberanía y dignidad de la Patria.
Lo esencial ahora es que el presidente Barack Obama utilice con determinación sus amplias facultades ejecutivas para modificar la aplicación del bloqueo, lo cual dará sentido a lo alcanzado y permitirá que se produzcan sólidos progresos.
Hace apenas mes y medio celebramos los actos por el 40 Aniversario de la independencia de Angola y el inicio de la Operación Carlota, que permitieron rememorar la contribución internacionalista de nuestro pueblo a esa heroica epopeya protagonizada por angolanos, namibios y cubanos, que modificó de manera definitiva el mapa político del África Austral y aceleró el fin del oprobioso régimen del apartheid.
Apreciamos de manera especial la solidaridad de la Unión Africana con Cuba, reiteramos el apoyo a su programa de desarrollo Agenda 2063 y continuaremos honrando nuestros compromisos de cooperación.
En este semestre, se registraron avances en la negociación del Acuerdo de Diálogo Político y Cooperación entre Cuba y la Unión Europea, así como en nuestras relaciones bilaterales con sus Estados miembros.  En febrero del próximo año cumplimentaré una visita oficial a Francia en reciprocidad a la efectuada por el presidente Francois Hollande.
Finalmente, compañeras y compañeros:
A pocas horas de arribar al año 58 de la Revolución, deseo trasmitir a todos los cubanos una merecida  felicitación y la profunda convicción de que sabremos vencer cualquier reto en nuestro empeño de construir un socialismo próspero y sostenible.
Muchas gracias.
(Ovación).

lunes, 28 de diciembre de 2015

El Manual del Perfecto Simulador (Según J. Carlos Cremata)

Pero la Revolución no se hace con simuladores, las revoluciones no se sostienen con simuladores, no se construyen sobre la base de la mentira, el engaño, el fingimiento, eso es un dislate sin categoría alguna, una impostura. Una Revolución solo se sostiene sobre la verdad, sobre el compromiso de la inmensa mayoría.

Tomado de Adversario Cubano
Por: Raúl Antonio Capote.

Según el diccionario Manual de Sinónimos y Antónimos de la Lengua Española Vox. © 2007 Larousse Editorial, S.L. y el Larousse Ilustrado
Simulador: Aquel que finge ser lo que no es.
Simulación (simula’θjon): Presentación de una cosa haciendo que parezca real: hizo con el ordenador la simulación de un castillo.
1. acción y efecto de simular: Sus lágrimas no fueron sino la simulación de un dolor que no siente.
Simulación:Ficción, fingimiento, disimulo, doblez, apariencia, paripé, impostura, deslealtad, engaño.
Acabo de leer, lo que bien puede ser catalogado como el Manual del Perfecto Simulador. (Instrucciones básicas para ser (o lucir como) un “buen revolucionario” cubano – Cafe Fuerte  de J.C.Cremata)
Nadie puede negar de que en Cuba existen simuladores, de diferentes categorías, niveles y profesionalidad. Algunos oportunistas de toda laya vivieron durante años fingiendo ser revolucionarios, simulando, haciendo el paripé, algunos nos rodean como la mala hierba.
Hacen daño, desde su fustración solapada, desde el odio oculto en sus almas cobardes, esperan la oportunidad de cambiar de bando, de estar en el lugar “correcto” y en el “momento” correcto para cosechar beneficios que satisfagan la ambición sin freno, mal que sufren estos especímenes, que les envenena la vida y les convierte en odiadores sin freno.
Nací con la Revolución, experimenté los beneficios de todos los planes de estudio, de las becas, de las oportunidades sin límites que se presentaban a los cubamos, sobre todo a los más jóvenes. Fui rebelde, iconoclasta, hipercrítico, como nos llamaban algunos colegas de estudio, colegas de pechera incólume, de pelo cortado al cuadrado y camisas de igual diseño geométrico, aquellos que se daban golpes de pecho y sudaban discursos aprendidos de memoria.
Recuerdo los años de mi Secundaria Básica, donde los malos éramos los rebeldes que cuestionabamos las cosas mal hechas, los adictos a reunirmos en la Playita de 16 a escuchar la radio de onda corta, los pelilargos, los de jeans y botas, y los buenos, eran los perfectos y disciplinados alumnos, siempre de acuerdo con todo, a ellos no les “lucíamos” muy revolucionarios. Por cosas de la vida, y porque de los rebeldes crecen los revolucionarios y de los otros quizas los buenos ciudadanos, -en el mejor de los casos-, algunos de esos niños bien engrosan las filas de los enemigos de la Revolución y los malos de la Playita, en casi total medida hemos estado al lado de la Cuba Revolucionaria, la hemos defendido sin medir riesgos y sin pedir nada a cambio.
Nada es absoluto, pero en este caso se acerca. También a la hora de trabajar, de hacer de verdad, éramos lo primeros, mientras aquellos buscaban el beneficio de la sombra, del puesto cómodo, del refugio de la palabra oportuna.
Pero la Revolución no se hace con simuladores, las revoluciones no se sostienen con simuladores, no se construyen sobre la base de la mentira, el engaño, el fingimiento, eso es un dislate sin categoría alguna, una impostura. Una Revolución solo se sostiene sobre la verdad, sobre el compromiso de la inmensa mayoría.
¿Eran simuladores los millones de milicianos que fundaron las Milicias Nacionales Revolucionarias (MNR) integradas por obreros, estudiantes, campesinos, etc? ¿Simuladores con las armas en la mano? ¿Fingian los que pelearon en Girón? ¿Fingían los que lucharon contra las bandas armadas en el Escambray? ¿Los estudiantes de la Brigada Universitaria José Antonio Echevarría que fueron a alfabetizar, curar, construir y combatir a las intrincadas montañas del Escambray? Estamos hablando de miles, de millones de ciudadanos armados que defendieron y defienden la patria.
¿Fingían los miles de niños alfabetizadores que en 1961 llevaron la luz de la enseñanza a miles de campesinos que nunca antes habían tenido un maestro? Fingían los miles, los millones de hombres y mujeres que a lo largo de todos estos años, han trabajado duramente por desarrolllar la economía nacional, los constructores de miles de escuelas y hospitales, los cortadores de caña voluntarios.
¿Acaso finge alguien dispuesto a dar su vida por hombres y mujeres de países lejanos?¿Simulaban los miles de soldados internacionalistas que marcharon de forma voluntaria a pelear en Africa contra el colonialismo, y el Apartheid? ¿Puede vencer un ejército de simuladores? ¿De falsos soldados? Por favor, hay que respetar la inteligencia de la gente.
Nuestras Fuerzas Armadas Revolucionarias (FAR) las integran en su mayoría soldados del Servicio Militar General, jóvenes que concluidos sus estudios pasan uno o dos años como soldados antes de ingresar en la Universidad, los oficiales de las FAR no forman parte de élites familiares o económicas, salen del pueblo, son hijos de campesinos, obreros, profesionales, etc. ¿Es puro teatro su juramento de fidelidad a la Revolución?
¿Son simuladores perfectos nuestros médicos y maestros que prestan servicios en regiones remotas, esos que curan o educan en los Cerros o en las Favelas, en lugares a donde no va ni de broma un médico formado por el capitalismo?
Qué decir del personal médico de la salud que fue a África a salvar la vida de los enfermos, no a impedir que el Ébola llegara a Europa, esos que pusieron en riesgo sus vidas, sin cobrar salario alguno, solo por solidaridad, por altruismo. ¿Fingían acaso?
Un antiguo oficial de la Agencia Central de Inteligencia, (CIA) que se caracterizaba por la objetividad de sus análisis sobre Cuba, conversando conmigo en una oportunidad me decía que Cuba vivía una paradoja ideológica, que él no entendía como en el Periodo Especial, en aquellos años duros y después, la base que sostenía la Revolución la integraban las personas que menos se habían beneficiado de ella, se refería a los empleados públicos, estatales, los médicos, maestros, militares, funcionarios, no favorecidos con la reformas aplicadas, con el trabajo por cuenta propia, etc, decía, los que defienden con más firmeza a la Revolución son los que menos salario ganan, el no podía enteder las razones de esa mayoría dispuesta a darlo todo por Cuba, como no puede entenderlo un perfecto simulador, alquien que no entendió jamás porque un pueblo lo da todo, hasta la vida, por las ideas en las que cree.
Un perfecto fingidor, los reyes del paripé, los Fouché de papel crepé, no pueden entender por qué un pueblo llora a sus muertos y sigue adelante, estuve allí en la Plaza aquel día terrible del año 1976,cuando se anunció el asesinato de aquellos inocentes del avión saboteado en Bárbados, estuve cuando lo de los maestros ultimados por la contra en Nicaragua junto con mi CDR, el 7 de diciembre cuando llegaron los restos de los caidos en las misiones internacionalistas, cuando los crímenes cometidos en Tarará, lloré junto a todos, hombro con hombro ¿Acaso aquel, dolor inmenso, viril y compartido, era pura simulación, paripé, fingimiento?
La solidaridad tampoco se puede inventar, o figurar, es uno de los valores de este pueblo, es verdad que padecemos casos de insolidaridad, pero seguimos siendo uno de los pueblos más solidarios del mundo, eso, es más que reconocido en todas partes, auque alguien sienta que no se es solidario con su sacrosanta persona que cree merecer mucho más, que cree ser centro del mundo, que cree tener siempre la razón, no es el caso, este pueblo ha demostrado de sobra su entrega desinteresada, no de lo que nos sobra sino de lo poco que tenemos.
Este pueblo no es solidario con la injusticia, jamás comparte una mala acción, detesta la unanimidad y la critica, no comparte y cierra filas ante cualquier acto de violencia que alguien intente cometer, no permite el abuso y vigila con total constancia que no se cometan actos que violen el derecho de las personas, negar eso, es mentir. Somos un pueblo celoso de nuestros derechos conquistados.
Miles de intelectuales, escritores, artistas, hombres y mujeres de la cultura defendemos la obra de la revolución, somos rebeldes, críticos, inconformes,  nos involucramos en la lucha diaria por una Cuba mejor, cada vez más cercana a nuestro ideal de nación ¿Sómo acaso simuladores? ¿Fingimos nuestro amor por Cuba? ¿Somos unos farsantes?
Injusticias pueden cometerse, errores, incomprensiones, la Revolución la hacen hombres y mujeres, los de alma limpia, salen y combaten, no simulan, pelean, de esos hombres y mujeres está hecha la patria, de los otros también tenemos, de los que corren a esconderse bajo la falda de nuestros enemigos, los que creen que todo se acabó, los que tiemblan ante el fracaso, los que ambicionan y se rinden por codicia, los que sirven de bufones a los asesinos, a los culpables de tanta muerte, a los terroristas de Miami, de todo hay.
El malhechor siempre cree que todos son malhechores, el cobarde desea creer que todos son cobardes, el simulador esconde su culpa, su vergüenza en el anuncio de que todos mienten, pero se equivoca lastimosamente.
De verdad que no sé como hemos podido cohabitar de esa manera, es dificil, pero aquí estamos, 57 años, tan intolerantes, que defendemos el derecho de los simuladores, a su miedo, a su oportunismo, a su mentira.
Es dificil fingir ser revolucionario y no serlo, se requieren valores, entrega, compromiso, tarde o temprano sale la verdad a la luz, como es difificl simular ser artista y no serlo, o ser maestro y no serlo, o ser simplemente un buen ser humano y no serlo.

De estos impostores veremos muchos más, es época de definiciones, de quitarse la careta, de elegir, como tantas veces en la historia de Cuba, la estrella o el yugo.

Luis Britto García: "Como en tantas otras cosas, Fidel tenía razón"

Tomado de Aporrea.
Por Luis Britto García.

    No hubo derrota popular más dura que el 27 de febrero de 1989. Al rebelarse contra el Paquete Económico del Fondo Monetario Internacional, millares fueron asesinados en las calles, sin que izquierda ni oficialidad patriótica pudieran coordinar  esfuerzos para defenderlos.
   Casi tan grave como la precedente fue la derrota del 4 de febrero de 1992. Ni masas ni izquierda lograron organizar movilizaciones en su apoyo; decenas de militares patrióticos perdieron  vidas o carreras; el triunfo de la derecha parecía definitivo.
   Por ahora.
   No nos engañemos. La disputa por el poder político en Venezuela es sólo un medio para el control de la quinta parte de los hidrocarburos del planeta.
   En esa lucha la oposición acaba de obtener 112 de 167 escaños en la Asamblea Nacional. Tres de ellos corresponden a representantes indígenas, a quienes el bolivarianismo concedió más derechos que cualquier otro gobierno. Son más de las 2/3 y las 3/5 partes que la Constitución exige para medidas de gravedad extrema. No corresponden a un crecimiento de la derecha, que en la elección presidencial de 2013 obtuvo 7.363.980 sufragios y ahora junta 7.707.322, apenas un 4,22% más. Se trata de una abstención del voto bolivariano ante la inacción del gobierno contra  corruptos, acaparadores y especuladores.
   En Los cuentos del Arañero narra Hugo Rafael Chávez que Fidel le dijo: “Mira, una conclusión que he sacado, tú dijiste en el discurso...”. Y peló por el discurso, el discurso mío lo tenía completico, y un resumen, y analizado por su propia letra, notas y números. Me dijo: “Tú dijiste en tu discurso una frase, una cifra, que hace diez años había en Venezuela seiscientos mil estudiantes universitarios, hoy hay dos millones cuatrocientos mil”. Eso es cierto, un crecimiento de cuatrocientos por ciento. Pero él tenía una lista larga de avances en educación, de salud, todo lo que hemos logrado, los avances sociales en estos diez años. Y me dijo: “He sacado una conclusión, Chávez. Ninguna Revolución que yo conozca, ni la cubana, logró tanto por su pueblo en lo social, sobre todo en tan poco tiempo como la Revolución Bolivariana”. ¿Saben cuál es la segunda? Así me lo dijo: “He concluido que ustedes no quieren sacarle provecho político a estos avances sociales”.
   Como en tantas otras cosas, Fidel tenía razón. En Venezuela arrastramos una tremenda carencia de formación ideológica. No ha habido experiencias consistentes de escuelas de formación de cuadros. Se ha entregado al pueblo todo: atención médica gratuita, alimentos, medicinas  y combustible subsidiados y 900.000 viviendas equipadas en los últimos años, 350.000 pensiones, millares de taxis nuevos, computadoras para los cursantes de educación Primaria y tablets para los estudiantes de Educación Superior, la cual es casi toda gratuita. Por falta de una campaña educativa, una parte del pueblo ha llegado a creer que todo eso cae del cielo, que no presupone un arduo trabajo ni hay que defenderlo, que podrá superarlo el primer demagogo neoliberal que cambie promesas por votos.
  A la abstención del gobierno de combatir corruptos, especuladores y acaparadores correspondió la abstención del pueblo de votar.
   Pero la ultraderecha trabaja incesantemente con sus errores a favor de la izquierda. Falta un año para las elecciones de gobernadores y Asambleas Legislativas  de los estados.
    Durante ese año escaso la derecha proseguirá su ininterrumpida acción de 17 años para la destrucción del poder bolivariano. Alegará que la derrota de los bolivarianos es plebiscito que debe obligar a la renuncia del Presidente; convocará contra éste un referendo revocatorio; destituirá vicepresidentes y ministros mediante votos de censura; negará la sanción para la Ley de Presupuesto y créditos adicionales; derogará la Ley habilitante y todas las  que consagren beneficios sociales; negará la autorización para celebrar contratos de interés nacional; negará permiso para designar a los jefes de las misiones diplomáticas permanentes. Nombrará nuevos miembros del TSJ, nuevos rectores del CNE y nuevos fiscal general, contralor y defensor del pueblo, en cuanto venza el período de los actuales titulares o éstos sean destituidos con cualquier pretexto. Legislará la restitución a sus cargos con salarios caídos de la Nómina Mayor de PDVSA que intentó destruir la empresa. Dispondrá la reprivatización de todas las empresas estratégicas nacionalizadas. Intentará destituir al Presidente con recursos que no detallamos para no darle ideas.
   Pero en el año que falta para las elecciones de gobernadores y Asambleas Legislativas estadales, la derecha puede ahuyentar todos los votos que ha obtenido con engaño aplicando de nuevo las medidas neoliberales que le quitaron el poder y que no puede dejar de aplicar. Continuará subiendo los precios hasta hacerlos incosteables, acaparando, desapareciendo bienes, especulando. Oportunas leyes anularán las prestaciones sociales de los trabajadores, consagrarán los despidos a capricho del patrón  y restablecerán los créditos indexados, con intereses sobre los intereses. Otras normas liberarán precios, alquileres, y tasas de interés, aniquilarán progresivamente la educación gratuita, eliminaran subsidios, dispondrán el fin de las Misiones y reformularán el Presupuesto para reducir en más de la mitad el 61% del egreso público que hoy se dedica a inversión social. Leyes de amnistía devolverán la libertad a terroristas, corruptos, sicarios, delincuentes bancarios y paramilitares. La parapolítica impune pasará a ocupar un sitio normal en el cuadro institucional, lista para crear el cuadro de confrontación violenta que sirva de pretexto para una intervención foránea.
   La falta de sanción para corruptos, especuladores y contrabandistas de extracción puede así acarrear la pérdida de Venezuela y la de América Latina ¡Qué cara, qué incomparablemente costosa nos está saliendo la impunidad de esos compañeritos!
Antes que preguntarnos qué planea la derecha, resolvamos qué deben hacer  las fuerzas progresistas. 
Primero que todo: ejercer el derecho de veto presidencial contra leyes que destruyan derechos sociales o instituciones indispensables para la soberanía. 
Segundo: terminar con la impunidad de corruptos, acaparadores, especuladores y contrabandistas de extracción, sancionándolos en forma ejemplar e implacable, para probar al electorado que se abstuvo, que no hay complicidad entre esos delincuentes y el gobierno. 
Tercero, reformar el aparato comunicacional que está en su poder para explicar de manera eficaz al pueblo el verdadero sentido y las ventajas del socialismo, y hacerle patente lo que el neoliberalismo le arrebatará. 
Cuarto, poner en pie de lucha movimientos sociales, sindicatos y otras organizaciones contra la venidera arremetida neoliberal, que se traducirá en despidos masivos, retiro de derechos laborales y de pensiones. 
Quinto, hacer valer la disposición constitucional que pauta que las conquistas sociales son irreversibles. 
Sexto, extremar las medidas policiales y de seguridad contra el paramilitarismo, que ya se perfila como el brazo armado del neoliberalismo. 
Séptimo, iniciar una profunda reestructuración del Partido Socialista Unido de Venezuela y de otras organizaciones del Polo Patriótico, para corregir fallas, ineficiencias, burocratismos y usos ventajistas del poder. 
Octavo, desechar radicalmente la idea de pactos o componendas “pragmáticas” con el empresariado y la derecha, en vista de los resultados catastróficos de la convivencia hasta ahora aplicada. 
Noveno, reforzar la formación ideológica de los militantes, y la del pueblo en general. Décimo: predicar con  el más convincente de los argumentos: el ejemplo.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...