Tira Cuba

Tira Cuba

lunes, 7 de marzo de 2016

“Todos los días hay que luchar…”


Por Gustavo de la Torre Morales.

He leído un buen artículo de Marcos Torres, “El Imperialismo y la teoría del gato-boca-arriba”, donde comenta los últimos cambios que se están dando en países del cono sur de América Latina, donde la derecha ha vuelto a tomar espacios que habían sido alcanzados, con mucho esfuerzo y sacrificios, por fuerzas de izquierda. Espacios donde los mayoritarios sectores sociales más oprimidos y perjudicados lograron alcanzar derechos hasta el entonces negados.
Su artículo se refiere al retroceso en Argentina, con el ascenso de Mauricio Macri al poder; por la llegada de la derecha venezolana a la cabecera de la Asamblea Nacional; por el rechazo de los bolivianos al referéndum que posibilitaba otra postulación de Evo Morales a elecciones  y de los ataques políticos contra Lula y Dilma en Brasil.
Sin embargo, como Marcos esboza, el capitalismo tiene un gran poder mutacional para regenerar sus estructuras y enfocar sus objetivos en derrocar a todos los gobiernos “molestos”, principalmente porque no siguen sus dictados.
Pero, ¿Por qué la derecha, servil al imperialismo norteamericano y a los poderes económicos europeos, vuelve a ganar espacio?
El propio Comandante Fidel Castro alertó que sólo nosotros mismos seríamos quienes dejemos caer la Revolución si no estamos alertas, preparados y firmes. El imperialismo sabe que por la fuerza no puede aplicar sus doctrinas de dominación contra Cuba o Venezuela, como aplica contra Siria hoy en día a través de la complicidad directa de la OTAN… tampoco puede hacerlo contra Rusia ni contra China (dos rivales fuertes económica y militarmente)… mucho menos ahora China que su moneda se ha convertido en la referencia de reserva internacional, según declaración del FMI (esto EEUU lo encuentra como una amenaza directa a sus intereses de dominación global); pero no deja de crear argucias para revertir esto.
Por eso enfatizan mucho en que no tengamos al pasado como referencia, porque quieren seguir montando el chiringo de manera que la explotación que han impuesto por siglos a nuestros pueblos vuelva a instaurarse (de una manera más sofisticada, pero al final es eso: explotación y subyugación).
Desean eso, que perdamos nuestra cultura autóctona, nuestra experiencia de lucha y resistencia, la historia emancipadora y ese martirologio que ha ayudado a crear consciencia de clase, política, de formación ideológica.
Es natural que el imperialismo y sus instrumentos muevan todos sus hilos para revertir los procesos de transformación que se dieron en América Latina_ Han perdido su traspatio_ el otrora antro del juego, lavado de dinero, tráfico de drogas y humano, mano de obra barata, productor de recursos naturales, etc.
¿Por qué se tuercen los caminos hacia la derecha? Las Revoluciones tienen que adaptarse a los vertiginosos cambios internos y externos, con poco tiempo para afrontar todos los frentes y con pocos recursos en sus manos (ya que la mayoría estuvo o está aún en las privadas), crear un sistema de salud o educacional gratuito no es suficiente para posibilitar bienestar en la sociedad; hay otras necesidades y garantías que hacen falta y se aspiran a tener por la población. El sector privado prefiere “perder” ingresos temporales si con ellos provoca el derogar todas las medidas de beneficio social, por eso pone palos en las ruedas con acaparamientos, lentitud en gestiones, centrarse en financiar la oposición mercenaria, inyectar recursos financieros en los medios de (des)información, en crear obstáculos al cumplimiento de las medidas sociales.
El imperialismo yanqui ayuda con financiamiento, asesoramiento, instrucción, etc. Por medio de la creación de “Organizaciones No Gubernamentales” (se ha visto con la USAID, NED o IRI) que dicen tener como objetivo crear “oportunidades” en sectores más desfavorables, pero el objetivo principal es subvertir ideológicamente con momentáneas facilidades que aparenten ser deficiencias gubernamentales.
A todo esto está la incultura que crean los grandes monopolios mediáticos con sus constantes bombardeos de desinformaciones, tergiversaciones, manipulaciones, falsas acusaciones, campañas de descrédito, alta publicidad a nuevas figuras de la oposición a través de sus espacios en la prensa, uso de un lenguaje cuidadosamente estudiado para llegar a los sectores con menos interés, cultura o tiempo de análisis de la realidad del contexto.
Pero no puede obviarse que la penetración en las filas de izquierda, la aún deficiente comunicación entre las fuerzas progresistas y la deficiente visión objetiva de los intereses nacionales y antiimperialistas provoca lamentables fragmentaciones que conllevan a descalabros políticos a mediano y largo plazo… muchos levantan una bandera con el Che, pero muy pocos entienden sus palabras: “Si fuéramos capaces de unirnos, qué hermoso y que cercano sería el futuro”.
Cabe preguntarse… ¿Nos ha traído desarrollo el capitalismo? El penoso desarrollo tecnológico e industrial que establecen en nuestros pueblos es para succionar fácilmente las materias primas de nuestros suelos para la industria automovilística o la construcción (entre muchos ejemplos), de tener una mano de obra barata donde se confeccionen los grandes “adelantos” a menos costes (ropa, zapatos, celulares, relojes, cables de fibras ópticas, ordenadores, etc.), donde las exportaciones desde nuestros países se someten a altos gravámenes mientras que las importaciones de los poderosos se exoneran de estos impuestos y la “facilidad” de becas posibilita el robo de cerebros como un puntal para el desarrollo en el primer mundo.
Pero el capitalismo está para crear borregos que se encandilen con lentejuelas… lástima que estos que se pliegan y se vuelven serviles no tengan visión suficiente para darse cuenta que todo lo que venga de la derechista burguesía y del imperialismo no tienen sanos trasfondos, simplemente obnubilar mentes, crear desarraigo y que la enajenación sea el espacio perfecto para seguir explotando sin escapar del conformismo: “el mundo es así porque sí”. ¡Error! Levantemos al Che en cada uno de nuestros actos: “…todos los días hay que luchar porque ese amor a la humanidad viviente se transforme en hechos concretos, en actos que sirvan de ejemplo, de movilización.”

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...