Tira Cuba

Tira Cuba

miércoles, 23 de julio de 2014

La campaña del miedo y la negación de la historia

Mapa 1
Tomado de Resumen Latinoamericano.
Por Santiago Mayor.

En el marco de la invasión y bombardeos sistemáticos a la Franja de Gaza, las Fuerzas de Defensa de Israel (FDI) publicaron una serie de polémicos mapas mostrando el alcance que tendrían los misiles de Hamás si actuaran en otras partes del mundo. La descontextualización del conflicto y la omisión de la historia.
 
Haciendo caso omiso a cualquier análisis social e histórico serio, las FDI difundieron mapas comparativos donde ubican la Franja de Gaza en distintas partes del mundo y muestran el radio de acción de los misiles que la organización político-militar Hamás suele disparar contra Israel ante las constantes agresiones del Estado ocupante.

Mapa 2
 Mapa 3
 http://www.resumenlatinoamericano.org/wp-content/uploads/2014/07/Mapa-4.jpg
Esta campaña de miedo y terror busca justificar la invasión y masacre indiscriminada de civiles que el gobierno israelí viene perpetrando en esa pequeña franja costera de 350 kilómetros cuadrados hace ya dos semanas. El objetivo es que en distintas partes del mundo se pueda “imaginar” el peligro que significaría tener un territorio como Gaza tan cerca.

Ahora bien, lo que las FDI deciden ignorar deliberadamente con esta campaña son las causas que llevan a los palestinos que viven en la Franja a resistir y defenderse del bloqueo y la ocupación ilegitima e ilegal del Estado de Israel.

¿Por qué la Franja de Gaza está en Medio Oriente y no en otro lugar del mundo?

Este pequeño territorio se constituye como tal en 1948. Luego de la guerra entre Israel y los países árabes que se oponían a la resolución de la ONU que creó dicho Estado.

Como resultado de ese enfrentamiento en el cual el naciente país salió victorioso, Israel ocupó un territorio mucho mayor al 54% de la “Palestina histórica” que le otorgó originalmente Naciones Unidas. Solo quedaron bajo control de Jordania la actual Cisjordania y Egipto ocupó la Franja de Gaza.

Durante los años siguientes los palestinos que habitaron estos territorios carecieron, en su mayoría, de derechos. Con matices esta situación se mantuvo hasta 1967 año en que se produce la Guerra de los Seis Días donde, en un muy breve lapso de tiempo Israel ocupa los territorios palestinos, además de conquistar la península del Sinaí a Egipto (luego devuelta) y los Altos del Golán a Siria.

Desde aquel año hasta la actualidad, los palestinos han vivido bajo la ocupación militar de Israel que, además, ha avanzado aun más sobre los territorios. Los límites que uno observa que tiene Israel en los mapas, en realidad son ficticios. Este Estado es el único en el mundo que no ha declarado cuáles son sus fronteras oficiales, mostrando que la ocupación, anexión y ampliación de territorios no es decisión de tal o cual gobierno.

Durante los acuerdos de Oslo de 1993 que tenían el objetivo de avanzar en la conformación de dos Estados, Israel cedió a la recién conformada Autoridad Nacional Palestina el control de la Franja de Gaza y el 40% de Cisjordania. Pero se quedó bajo su control las principales rutas, las fuentes de agua, las fronteras y la salida al mar.

Según un estudio del Banco Mundial del año 2013 el Producto Interno Bruto (PIB) de Palestina crecería en más de un tercio sin la ocupación y con el control soberano de su territorio y fronteras. Esto equivale a 3400 millones de dólares anuales.

A este ahogo económico se le puede agregar el dato que, desde la Segunda Intifada del año 2000 donde los palestinos se alzaron contra la ocupación y antes de la reciente incursión militar en Gaza, 1.523 niños palestinos han sido asesinados por las fuerzas armadas de Israel. La cuenta rápida da un promedio de un niño asesinado cada tres días.

“Pero Hamás es terrorista”

La respuesta que ha sostenido sistemáticamente el sionismo (corriente ideológica hegemónica en Israel) es que todas sus acciones militares son para defenderse de una organización terrorista como Hamás. Que no pueden permitir que su pueblo sufra los ataques con misiles que se lanzan desde la Franja de Gaza. Nada se dice de los padecimientos de los palestinos enumerados brevemente más arriba.

Ahora bien, esta respuesta supone una demagogia y un deliberado ocultamiento de información. Por empezar, la ocupación israelí y asesinatos de palestinos no comenzó con Hamás (organización fundada en 1987) sino mucho antes. La excusa entonces era combatir a la Organización para la Liberación de Palestina (OLP) una organización laica que apuntaba a construir un Estado democrático.

Por otra parte, en una inversión asombrosa de los términos que pocos medios de comunicación se atreven a cuestionar, culpan a Hamás por resistir a una ocupación y bloqueo ilegal. Ubican de esta forma la causa del conflicto en la resistencia palestina y no en la política colonial israelí.

Cabe recordar que las Naciones Unidas emitió en 1967 la resolución 242 que obliga a Israel a retirarse completamente de Gaza y Cisjordania, algo que evidentemente no ha cumplido.
Finalmente, el argumento del terrorismo tiene un asidero en la realidad. Efectivamente Hamás utiliza el terrorismo como método de acción política. Lo que curiosamente no se dice (aunque se ve a simple vista) es que también lo lleva a cabo Israel y a una escala mucho mayor.

En estos días los habitantes de Gaza se levantan cada mañana y se van a dormir cada noche sin saber si un misil caerá sobre su casa, la de algún familiar o amigo. A esto se sumó que ahora pueden salir a la calle y ser masacrados por un ejército de ocupación que ha invadido sus barrios.

Por todas estas razones es que la Franja de Gaza no puede estar en ningún otro lugar del mundo. Por más que le pese a los agentes de propaganda de las FDI y quieran inculcar el terror para justificar sus masacres. La causa principal de este conflicto es la política colonialista y expansionista de Israel. Hasta que esta no acabe no habrá paz, ni para palestinos ni israelíes.
Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...