Tira Cuba

Tira Cuba

miércoles, 11 de marzo de 2015

Bolívar y Martí vieron el carácter hegemónico y nefasto del entonces naciente imperialismo norteamericano.

Tomado de Rebelión.
Por Ernesto Peña Pou
Dtor del Dojo Naturista Nacional de la Takeda Ryu de Cuba.
Miembro de la Sociedad Cultural José Martí.


Bolívar dijo: "Los Estados Unidos parecen destinados por la providencia a plagar de miserias la América". Y Martí siempre obro para: "Impedir a tiempo con la independencia de Cuba, que los Estados Unidos caigan con esa fuerza más sobre nuestras tierras de América". La visión de estos grandes hombres, nos alertaba desde entonces, del empeño norteamericano por apoderarse de nuestros territorios y dominar nuestras riquezas. 

Los nuevos cambios en la política norteamericana hacia Cuba, se pueden resumir en el refrán: "No hay peor enemigo que el que viene con cara de amigo". El aislamiento de Cuba ha resultado ineficaz para lograr nuestros intereses, dijo Obama. Entonces ahora tratarán de derrocar la Revolución con las tácticas de la llamada guerra de cuarta generación, es decir, mediante la penetración sutil, utilizando su poder económico para sobornar y corromper, y su poder mediático para intentar destruir los valores altruistas y humanistas que sembramos los revolucionarios. La fortaleza de contar con un gobierno verdaderamente popular y el total control de los medios masivos de comunicación por los revolucionarios, han impedido, a pesar de algunos intentos malogrados, que esta política se haya implementado antes contra Cuba con resultados positivos para ellos. Por ello, la decisión de abrir una Embajada y de desarrollar las telecomunicaciones, es la señal de que se prepara la plataforma para una nueva etapa de la guerra cubano-americana. 

Decía Martí que durante la guerra de Cuba contra España, los Estados Unidos no levantaron ni un dedo para apoyarnos. Después ellos intervinieron (con la auto-explosión criminal de uno de sus barcos como pretexto) y nos robaron la victoria contra los Españoles para imponernos un gobierno neocolonial. Recordemos también que en la década del 90, cuando el pueblo cubano padecía necesidades extremas, el gobierno de los E.U.A no mandaron ni un grano de arroz, más bien recrudecieron el bloqueo para impedirnos sobrevivir. Reconocimiento aparte merece el pueblo norteamericano que también lucha y trabaja por mejorar su país y en cuyos hombres y mujeres florecen fuertes sentimientos humanistas. 

¿Por que no hay Golpe de Estado en los Estados Unidos?... Porque en los Estados Unidos no hay Embajada de los Estados Unidos… Así dice un micro radial en una radio chavista venezolana. Por esto debemos mantener la firmeza y el discernimiento ante la nueva política hacia Cuba. Es necesario y justo el restablecimiento de las relaciones diplomáticas, pero el paquete de medidas desestabilizadoras, ya usado antes en Brasil, Nicaragua, Venezuela, Iraq, Libia, Siria, etc, siempre tiene pinta de Carroza de Carnaval que esconde dinamita dentro. Si a esto sumamos que las Transnacionales y el Establishment Financiero son hoy quienes controlan y pagan las políticas y leyes a ejecutar por los gobiernos para penetrar y robarse los recursos naturales o convertirnos en consumidores esclavos de sus productos altamente industrializados, refinados y transgénicos, llenos de preservantes, colorantes, aditivos, hormonas, agro-tóxicos y espesantes. 

Esta es una batalla de ideas como dijo Fidel. Debemos prepararnos para vivir en coherencia con el humanismo y la naturaleza. Imponer el respeto a la vida en contraste a quien produce pensando solo en el dinero. Los departamentos de marketing de estas compañías son capaces de vendernos cualquier cosa, pues son expertos en sicología del consumidor, y su única meta es expandir el negocio en busca de ganancias. Llegando incluso a negar otras posibilidades de cura a los ciudadanos con tal de controlar el mercado de medicamentos para que se vendan solo los suyos. Debemos sin embargo, conectarnos con lo mejor del pensamiento y de los movimientos que luchan desde las calles de los Estados Unidos. Con los movimientos cooperativistas, los luchadores por el medio ambiente, por los derechos de los negros, indios, latinos, y por los derechos humanos. Con los Estadounidenses que aspiran a un mundo de justicia e igualdad social, y que entienden como entendemos los revolucionarios cubanos, que la batalla es por cambiar el sistema civilizatorio capitalista que es denigrante de la condición humana, que esclaviza y corrompe el espíritu de los pueblos. Por ello si un día el Gobierno de los Estados Unidos decide terminar la política de bloqueo, nuestra lucha seguirá adelante hasta imponer en el planeta el culto a la dignidad plena del hombre.

Solo educando al pueblo en los valores de nuestra cultura, en la utilidad de la virtud, en la capacidad del dialogo, la reflexión conjunta y la participación consciente y ciudadana en la construcción del país, podremos enfrentar esta nueva táctica del imperialismo yanqui.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...