Tira Cuba

Tira Cuba

domingo, 15 de diciembre de 2013

África y Cuba: unión indisoluble de pueblos hermanos

Fotos: Estudios Revolución
EL PRIMER SECRETARIO DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA, RECIBIÓ A BLADE NZIMANDE, SECRETARIO GENERAL DEL PARTIDO COMUNISTA SUDAFRICANO Y MINISTRO DE EDUCACIÓN SUPERIOR
Tomado de Juventud Rebelde.
Por Yaima Puig Meneses.

PRETORIA, Sudáfrica.— Para la delegación cubana la jornada de este jueves estuvo colmada de emociones incomparables. La primera de ellas llegó temprano en la mañana cuando el General de Ejército Raúl Castro Ruz, Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros, arribó al Union Building, la sede del Gobierno de Sudáfrica en Pretoria, para rendirle homenaje a Nelson Mandela.
Cuatro militares ataviados con uniformes de gala custodian el féretro emplazado bajo un arco del anfiteatro de la edificación. Hasta allí se desplazó Raúl con gesto solemne, sin premura; ya frente al ataúd se detuvo durante unos segundos, hizo una ligera inclinación de cabeza en señal de respeto y avanzó luego, para despedirse así de quien fuera en vida un entrañable amigo de Cuba.
Minutos después, el Presidente cubano se dirigió a la residencia oficial del Presidente sudafricano Jacob Zuma con quien sostuvo un amistoso encuentro que se extendió por más de dos horas. Entre otros temas, intercambiaron sobre aspectos del acontecer nacional de ambos países y regiones, así como de los estrechos lazos de amistad que los unen.
En declaraciones ofrecidas a la prensa acreditada en el lugar, ambos mandatarios coincidieron en catalogar las conversaciones de muy útiles y fructíferas, al tiempo que manifestaron sentirse satisfechos por la manera en que se desarrollan las relaciones entre Cuba y Sudáfrica.
«También dedicamos tiempo a hablar de Fidel Castro y Nelson Mandela, porque nosotros los vemos como nuestros héroes», dijo el Presidente Zuma.
Asimismo, agradeció a Raúl la delicadeza de acompañar al pueblo de Sudáfrica en este momento de duelo. «Si Cuba, nuestro viejo amigo, no hubiera estado aquí, sentiríamos que nos faltaba alguien muy especial», aseguró. Igual gratitud manifestó al pueblo cubano y a su máxima dirección por el significativo papel que desempeñaron en África.
A continuación, el Presidente cubano reveló su alegría al «poder comprobar, una vez más, que se siguen desarrollando y consolidando las relaciones entre Cuba y Sudáfrica.
«Somos hermanos, hermanos de sangre, y no importa el color de la piel que llevemos. Cuba es parte de África y África es parte de Cuba y del Caribe», concluyó.
En el Parque de la Libertad, Raúl depositó una ofrenda floral y rindió tributo a los combatientes cubanos y africanos caídos en las luchas de liberación de este continente. Foto: Estudios Revolución

Cuba en el Parque de la Libertad

De amistad, respeto e historia común continuó desbordada esta jornada cuando el Presidente cubano se dirigió al Parque de la Libertad, un impresionante sitio dedicado a quienes combatieron en las luchas por la libertad de África.
Bordeando un extenso camino en espiral se llega a la cúspide de la colina donde se encuentra el monumento. A su entrada, fue recibido por Regardt Gouws, director del complejo monumental, Mongane Wally Serote, el creador de la obra, entre otros directivos del centro.
Allí, frente al imponente muro en el que han sido grabados más de 80 mil nombres de quienes ofrecieron sus vidas por la independencia, esperaron también a Raúl trabajadores de nuestra embajada en este país y un grupo de colaboradores. Junto a ellos, y en nombre del pueblo de Cuba, el Presidente depositó una ofrenda floral y rindió tributo a los combatientes cubanos y africanos caídos en las luchas de liberación del continente africano.
El lugar verdaderamente conmueve. Leer allí, grabados cuidadosamente en la piedra caliza los nombres de más de dos mil cubanos que perdieron su vida en estas tierras trae consigo pasajes imborrables de nuestra Patria, pasajes de honor y gloria, pero también de una infinita tristeza.
«El monumento es una manera de emanciparnos, de hacer que se escuche nuestra voz como sudafricanos. Queremos que todo el que venga a visitar este lugar se sienta reflejado en los hombres y mujeres cuyos nombres aparecen aquí», comentó a Raúl una de las guías del complejo monumental, Jane Mufamandi.
También le explicó que para ellos, uno de los mayores significados del parque es que constituye un legado de Nelson Mandela pues fue él la persona que más impulsó esta idea, logrando inaugurarlo durante su presidencia. «Quería que tuviéramos un lugar consagrado a nuestro pueblo donde estuvieran representados los héroes y heroínas que lucharon por traer la dignidad a los sudafricanos, por darle una voz a África».
«Es una gran obra que ofrece la magnitud de la lucha de este pueblo durante siglos», comentó Raúl. «En Cuba hemos construido modestos monumentos en los cementerios  de los municipios donde vivían los cubanos que cayeron en las batallas africanas».
Mientras Raúl firmaba el libro de visitantes del complejo monumental, Jane Mufamandi le dijo que «la batalla de Cuito Cuanavale es una de las muchas razones por las que siempre vamos a honrar a Cuba». Por su parte, el Presidente recordó que en Cuito Cuanavale llegamos a tener decenas de miles de soldados cubanos, así como aviación moderna, artillería y blindados de última generación.
En breves pero sentidas palabras escribió: «Conmueve la visita a este sitio, que preserva para las generaciones futuras el recuerdo a las víctimas del colonialismo, la esclavitud y el apartheid y el justo homenaje a los combatientes africanos y cubanos que ofrendaron sus vidas en la lucha por la liberación de África. Rindo tributo a la memoria de todos, en nombre del pueblo de Cuba».
Inmediatamente después, se dirigió ante la llama eterna encendida en honor a quienes también perdieron su vida pero que aún no han sido identificados, le explicó la guía, y le aseguró que las investigaciones continúan.
Frente a la llama conversó también con Mongane Wally Serote, el creador del monumento. Un hombre que en varias ocasiones ha visitado Cuba y que dice admirarla.
Concluyó así la primera jornada de actividades de este jueves del Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros. Mientras, una certeza queda rondando, incuestionable: sí, el destino de nuestros pueblos se ha entretejido para siempre.

Otros encuentros bilaterales

En horas de la tarde, el General de Ejército Raúl Castro Ruz, Primer Secretario del Comité Central del Partido Comunista de Cuba, recibió en la Residencia del Embajador de nuestro país en Sudáfrica a Blade Nzimande, secretario general del Partido Comunista Sudafricano y ministro de Educación Superior.
Estuvieron presentes, además, Solly Mapaila, segundo vicesecretario del Partido Comunista de Sudáfrica; Chris Matlacko, secretario de Relaciones Exteriores del Partido Comunista de Sudáfrica y secretario general de la Asociación de Amistad Cuba-Sudáfrica; así como Sibongile Mncwabe, jefa de la Oficina del Secretario General.
Posteriormente, el Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros, se reunió con miembros de la dirección nacional del Congreso Nacional Africano (ANC). Participaron la señora Baleka Mbete, coordinadora nacional; y Zweli Mkhizie, tesorero general.
En ambos encuentros Raúl estuvo acompañado por el ministro de Relaciones Exteriores Bruno Rodríguez Parrilla y el embajador cubano en Sudáfrica Carlos Fernández de Cossío.
Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...